Archivo mensual: agosto 2013

Música taurina que hechiza

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Periodista taurina humillada por la afición de Herrera del Duque

CAM01380Mercedes Gentil__Mi padre y yo con ilusión ondeábamos la bandera pirata, el símbolo de apoyo a “El Ciclón de Jerez”. El maestro hacía su faena y el público de la plaza de toros de Herrera del Duque, Badajoz, nos amedrentaba mientras nos tachaba de antitaurinos proclamando insultos que no merecen la pena plasmar en este artículo.                                                           

Resulta utópico reproducir cómo mi corazón taurómaco se quebrantaba con cada una de las palabras con las que el populacho ensuciaba el aire de la tarde. Cual rebaño de ovejas, una masa vulgar con apariencia taurina mostraba su ignorancia ¡Maldita pardiez de las pardieces, qué corrompido y putrefacto está mi muy querido arte de Cúchares! Cuántas perogrulladas alcanzó a decir y gesticular “la afición” siberiana, concretamente la de Herrera del Duque. 

El griterío, el masticar de chicle y chirriar al comer pipas, demostraban la atención e interés que algunos herrereños tenían por contemplar cómo los maestros se jugaban su vida ante el más bello animal del mundo: el toro bravo. Los aficionados que ayer acudieron a la Plaza de Toros de Herrera mostraron lo lejos que se encuentran de reforzar y defender la Fiesta, el terrible abismo existente entre ellos y ser grandes aficionados. Abismo que viene del griego “abissos”, profundidad imponente, peligrosa, como la de los mares, una sima, algo insondable e incomprensible. 

1376351629236La cuadrilla de Padilla y el torero quisieron tendernos un capote, a mi padre y a mí, ante tal injusticia. El maestro, al ver cómo las lágrimas que brotaban de mi alma salían por mis ojos, prendió mi bandera en una banderilla, me la cambió por dos de las cuatro orejas que cortó y la ondeó por toda la Plaza de toros de Herrera del Duque. Gracias, Ciclón de Jerez, por callar bocas, por alcanzar el cénit de tan desagradable momento vivido. 

Yo, que he estudiado periodismo para estar más cerca de la Tauromaquia. Yo, que siento en mis más adentros que el toreo está antes de todo y después de nada. Yo, fui humillada por el “respetable” de Herrera del Duque al “no apoyar” aquello a lo que considero lo más importante de mi vida.

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized